miércoles, julio 11, 2007

Capitán del Espacio


composición con marca de alfajores Capitán del Espacio y fotografía, de www.minutouno.com


Los casos de productos anti-marketing son de especial interés para este blog. Además -¿por qué negarlo?- en el análisis de los alfajores Capitán del Espacio se juegan (en mi caso) auténticos valores afectivos y de lealtad de marca como creo no me ocurre con ningún otro producto alimenticio. Es que, justamente, buena parte de sus supuestas "debilidades" bajo la óptica del marketing moderno, son sus fortalezas más preciadas: precio constante, calidad constante, no-innovación en packaging, no-expansión de línea... De remarcar todo esto y mucho más se han ocupado recientemente dos medios como Minutouno.com e INFOBRAND. Vale la pena leer ambas notas, ni que hablar de los comentarios :)


sección de fotografía por Federico Díaz Mastellone


Respecto a si se trata o no de un producto "de culto", pues habría que definir muy sucintamente cuando algo se convierte en un objeto de estas características. Supongo que la permanencia en el tiempo, la no-masividad, y la dificultad de adquisición, juegan un rol fundamental. El traspaso "iniciático" o boca-a-boca (algunos le dirán relationship marketing), sumado al gusto de los consumidores por lo "retro" son otros de sus puntos fuertes... Desde el subjetivo lugar de un consumidor puedo decir que guardan el valor de lo artesanal, la consistencia de la masa, tierna, esponjosa... el azúcar del alfajor de dulce de leche no está fijado, parece más bien recién espolvoreado... en fin que ahora salgo a la calle y voy a pasar por el quiosco de San Martín y Lavalle, que sé que los venden. Pero no lo anden divulgando por ahí... ¿eh? :)

3 comentarios:

Julio Ferro dijo...

Hubo (o quizá siga habiendo) en la FADU, un alfajor bastante artesanal llamado Gamarra que venía en una sencilla bolsita de polietileno con un sello. Superando la calidad del producto está su slogan: Alfajores Gamarra. "Si uno me deja, el otro me agarra".
La última vez que lo vi, fue en el libro Cartele.
Una joya alfajoril!

Federico Díaz Mastellone dijo...

Buena anécdota, Julio...

Yo estudié en FADU y no lo conocía... mirá vos. Gracias por el comentario. Un saludo.

Juan dijo...

Los alfajores Gamarra se consiguen solo en su fabrica. Niceto Vega y Dorrego. Saludos.